En los últimos años, Tesla se ha dado la tarea de acelerar la Capacidad de conducción autónoma total de su asistente denominado ‘Autopilot 3.0 FSD’, con el cual sus vehículos podrán circular de manera autónoma e incluso analizar algunos obstáculos.

Durante la conferencia sobre ‘Visión por computadora y reconocimiento de Patrones’, la empresa anunció unos cuantos detalles su “Proyecto Dojo”, y apuntaron que se espera que esté listo para finales de este año. Por ahora, presentó su nueva supercomputadora, utilizada para entrenar las redes neuronales que impulsan el piloto automático de la compañía.

Andrej Karpathy, director de Inteligencia Artificial (IA), de Tesla, presentó la última versión del hardware HW3 (hardware 3.0), el cual ya está instalado en todos los Tesla actualmente en producción.

Elon Musk, líder de la empresa, señaló que con el avance de esta supercomputadora y su ‘Proyecto Dojo’, se marcará la diferencia en la evolución del asistente de conducción autónoma de la firma de origen estadounidense.

“Tenemos un programa importante en Tesla del cual no tenemos tiempo suficiente para hablar hoy llamado ‘Dojo’. Es un ordenador de entrenamiento extremadamente potente. El objetivo de Dojo será captar grandes cantidades de datos y realizar un entrenamiento masivo sin supervisión de grandes cantidades de vídeos”, indicaron.

El ambicioso ‘Proyecto Dojo’ aparentemente consistirá en una supercomputadora capaz de procesar un exaFLOP (término que se utiliza en informática para medir la potencia de cálculo de una CPU o GPU), o sea un quintillón de operaciones de punto flotante por segundo o mil petaFLOPS, lo que la convertiría en una de las computadoras más poderosas del mundo.