En una entrevista que para muchos fue explosiva, el presidente Donald Trump lanzó un dardo más en su política migratoria y amenazó con firmar una orden ejecutiva para quitarle el derecho a los niños nacidos en Estados Unidos, cuyos padres sean ilegales, de obtener automáticamente su ciudadanía. Sin embargo, esto podría contradecir a la Constitución de Estados Unidos. “Desde hace 85 años, somos el único país en el mundo donde una persona viene, tiene un bebé, y el bebé se convierte en ciudadano de Estados Unidos, con todos los beneficios que eso implica”, dijo Trump en la entrevista que ofreció para Axios en HBO. Sin embargo, de acuerdo con estudios hechos por el Centro para la Inmigración, dicha aseveración es falsa, ya que países como Canadá también ofrecen este derecho. A una semana de las elecciones de medio término, Donald Trump busca satisfacer a su “votante duro” y busca cumplir una promesa, polémica, de campaña y darle otro manotazo a los migrantes que buscan llegar a Estados Unidos.