En entrevista con Oscar Mario Beteta, el analista económico Luis de la Calle, quien fue pieza clave en la firma de Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), explicó que el nuevo Tratado, que suscribirán la próxima semana México, Canadá y Estados Unidos, será una oportunidad para impulsar sus economías “en tiempos pos Covid-19”.  

Y es que el T-MEC consolidará un bloque económico que lleva años funcionando y dando resultados, desde la óptica con que se mire, agridulces. Para nuestro país, al menos, ayudó a aumentar el nivel de calidad en la manufactura, así como el estrechamiento en las relaciones comerciales, sobre todo con la Unión Americana. 

“México llegó a tener en 2019, el 15% del mercado en Estados Unidos, nos convertimos en una potencia en el mercado”, explicó De la Calle.

Sin embargo, aclaró que lo importante será no cambiar sobre la marcha las reglas del juego. “Si cambiamos las reglas vamos a tener litigios”, dijo.

También, planteó los retos que afrontará nuestro país en la renovación de un Tratado que ha sido crucial para la economía nacional. 

“En México debemos asegurar logística de eficiencia, la energía en México debe ser abundante y barata, apostar en favor de la tecnología y estado de derecho”, aseguró. 

A decir de Luis de la Calle, el éxito del T-MEc es que tenemos un conjunto de reglas que se respetan. En general el comercio entre los tres países fluye sin mayores problemas. “Esta certidumbre ha ayudado a que las relaciones se profundicen”, finalizó.