El Pleno del Senado aprobó en lo general la Ley Federal de Protección a la Propiedad Industrial – con dos votos en contra y 106 a favor – y esto forma parte de las normas de armonización del T-MEC. Por medio de la sesión del periodo extraordinario, los senadores del PAN – Martha Márquez – y sin partido, Emilio Alvarez Icaza, fueron los responsables de los votos en contra de la propuesta que espera adecuar al marco legal temas como patentes, diseños industriales, modelos de utilidad, marcas, avisos comerciales, nombres comerciales, esquemas de trazado de circuitos integrados, patentes y protección a denominaciones de origen e indicaciones geográficas. 

Según Gustavo Madero, presidente de la Comisión de Economía, se proyecta la regularización en sectores industriales, así como evitar actos que atenten contra la propiedad industrial o que conformen competencia desleal. También, busca establecer penas y sanciones contra dichas acciones, junto a impulsar la actividad inventiva industrial. 

El proyecto cuenta con 410 artículos, repartidos en siete títulos, así como 18 artículos transitorios para su implementación y entrada en vigor. Asimismo, el presidente de la Comisión de Salud, Miguel Ángel Navarro Quintero, añadió tres propuestas al proyecto, entre las que se encuentran eliminar el artículo 57, fracción II, que estipula lo siguiente: 

“Un tercero que use, fabrique, ofrezca en venta o importe un producto con una patente vigente exclusivamente para generar pruebas, información y producción experimental necesarias para la obtención de registros sanitarios de medicamentos para la salud humana”. 

De igual forma, se desestimó del dictamen un texto agregado a la fracción IX del artículo 47, el cual planteaba que no se considerarán invenciones, en particular “la variación de uso, de forma, de dimensiones o de materiales de invenciones conocidas, salvo que esta variación implique un resultado industrial o un uso no obvio para un técnico en la materia”. 

Dentro del artículo 162 se concretó que el Instituto Mexicano de la Propiedad Industrial presentará un listado semestral en la Gaceta, conteniendo patentes relacionadas con invenciones susceptibles de ser empleadas en medicamentos alopáticos. 

“Lo que había al principio era una propuesta para que hubiera una excepción para que se limitara a tres años para medicamentos químicos y a ocho años para los biotecnológicos que pudieran tener acceso a estos insumos para la experimentación y de registro de un producto”, añadió Madero. 

El dictamen también muestra un mecanismo para asegurar que el Estado mexicano pueda ofrecer licencias de utilidad pública para atender causas de emergencia o seguridad nacional, que también concentran a las enfermedades graves declaradas de atención prioritario de acuerdo con el Consejo de Salubridad General.