Este martes, la Formula 1 anunció su regreso a los circuitos de carreras con ocho eventos confirmados a partir del 5 julio y fuertes medidas de salubridad por la pandemia de Covid-19.

“Después de que las carreras se suspendieron debido al brote de coronavirus, la F1, los equipos y la FIA han estado trabajando para elaborar un plan que permita que la temporada comience de manera segura, y hoy el presidente ejecutivo de la F1, Chase Carey, describió la primera parte de un calendario revisado”, anunció el organismo en un comunicado oficial.

El Gran Premio de Austria, en el Red Bull Ring, será la primera carrera de este calendario modificado. Se correrá el fin de semana del 4 y 5 de julio con medidas máximas de seguridad y sin gente en las gradas.

Esta primera etapa de la temporada se correrá únicamente en el continente europeo. Austria y Reino Unido recibirán dos grandes premios seguidos, en el mismo circuito, para priorizar las medidas de sanidad y evitar desplazamientos continuos.

El calendario oficial provisional es el siguiente:

Las medidas de seguridad, pactadas de común acuerdo entre pilotos, escuderías y elementos de la FIA, serán cinco y se espera que prevalezcan mientras se vayan confirmando más fechas en el campeonato.

La primera de ellas, regular testing, pretende hacer continuamente pruebas Covid-19 a todos los involucrados en los equipos, comité organizador, pilotos y directivos que tengan que ver con la celebración del Gran Premio.

Los eventos serán a puertas cerradas. Esta medida forma parte de las demandas sanitarias de todos los gobiernos europeos y como parte de la comunidad en sí. Durante las primeras ocho carreras, al menos, no habrá espectadores en los circuitos.

Todas las escuderías deberán contar con el personal mínimo indispensable dentro de los pitts. Asimismo, la medida aplica para la misma F1 y la FIA, por lo que las transmisiones en televisión se harán de manera remota.

Viajes aislados es la cuarta medida y pretende que todos los participantes de las carreras viajan de manera aislada con el mínimo contacto con terceros. Esto incluye a proveedores, equipo técnico y mecánico, pilotos y comités de bienvenida.

Distancia social. Esta es la máxima universal que actualmente rige a todos los países infectados de coronavirus en el mundo, por lo que para la F1 era mandatorio adoptarla y adaptarla a su espectáculo.