-El gobernador, la titular del DIF Nacional y la presidenta del SEDIF, presentaron el Programa Alimentario PAMEL, que beneficiará a 39 mil mujeres CIUDAD DE PUEBLA, Pue.- Como estrategia para fortalecer la nutrición de mujeres en periodo de gestación y/o de lactancia, que enfrentan marginación social en zonas indígenas, rurales y urbanas, el gobernador Miguel Barbosa Huerta, la titular del Sistema Nacional DIF, María del Rocío García Pérez; y la presidenta del Patronato del Sistema para el Desarrollo Integral de la Familia del Estado de Puebla (SEDIF), Rosario Orozco Caballero, presentaron el “Programa Apoyo Alimentario a Mujeres Embarazadas, en Periodo de Lactancia y/o con Hijos Menores a dos Años de Edad” (PAMEL). Durante el evento, el mandatario estatal resaltó el trabajo conjunto con el Sistema Nacional DIF, y reconoció que la visión de este organismo es la transformación, el estar cerca de los que menos tienen y de los que requieren mayor solidaridad. “Estas políticas públicas que se impulsan, van a derramar una formación de un mejor ambiente social, se trata de que estos programas contribuyan a la construcción de La Paz, hacer que nuestra sociedad funcione mejor y no ver tanta desigualdad en momentos tan cruciales”, subrayó. En su oportunidad, la titular del Sistema Nacional DIF, se mostró emocionada con las palabras del gobernador, de quien dijo: “conoce su estado y su historia y eso lo hace un excelente gobernante”. La funcionaria federal, expuso que el lanzamiento del programa PAMEL demuestra el esfuerzo coordinado entre los sistemas DIF nacional y estatal y brinda oportunidades reales a favor de los grupos de población vulnerable. En este sentido, convocó a seguir trabajando de manera conjunta en beneficio de la población, para contar con un “México mejor, más sano y más fuerte. Por su parte, la presidenta del SEDIF destacó que el compromiso del gobernador poblano es lograr el bienestar de la población y de todos los ciudadanos, pero principalmente, apoyar a los que menos tienen y a los más indefensos de la sociedad. “Fortalecer la nutrición de las mujeres embarazadas o con niñas y niños pequeños es un acto elemental de justicia. Es la mejor forma de prevención y la mejor forma de hacer cambiar al estado en su sociedad”, reconoció. Es importante destacar que el apoyo está dirigido 39 mil mujeres aproximadamente y consiste en otorgar una despensa mensual que incluye alimentos avalados por la Estrategia Integral de Asistencia Social Alimentaria y Desarrollo Comunitario (EIASADC) del Sistema Nacional DIF, lo cual garantizará el crecimiento óptimo de los menores.