Marcelo Ebrard, secretario de Relaciones Exteriores, indicó que – tras el detenimiento de Emilio Lozoya Austin en España – se realizará un proceso de solicitud para la extradición del ex director de Pemex, quien, presuntamente, recibió sobornos por parte de la compañía brasileña Odebrecht.  El secretario indicó que “la solicitud del procedimiento de extradición en el transcurso de hoy y mañana tenemos que ver todos los pasos, dependiendo de lo que nos vaya diciendo la Fiscalía General de la República (FGR)”.  Por su parte, el fiscal general de la República – Alejandro Gertz Manero – enfatizó que el caso de Lozoya no se considera como “aislado”, asimismo confirmó que podría existir un maxiproceso.  En entrevista con Carmen Aristegui, el fiscal comentó que “hay condiciones para demostrar que son conductas del poder, que es un sistema permanente de colusión y de encubrimiento, que ha dado lugar a esta corrupción que verdaderamente es ya intolerable. […] Si estuviéramos en las administraciones anteriores se hablaría de casos aislados. En este caso en específico y en este momento y ante una institución autónoma del Estado, yo coincido con usted y estoy en contra de esa visión de que son casos aislados, que no tienen nada que ver uno con otro. Afirmar que son casos aislados y que esto se da en un contexto que no tenga un hilo conductor es una forma de engañar y es una forma de encubrir la verdad”.  De igual manera, Gertz concretó que la aprehensión de Lozoya  es “resultado de un esfuerzo serio, bien hecho. […] Perseverancia en una tarea que ha sido verdaderamente complicad. […] Este individuo se fugó de México y nos ha dado mucho trabajo poderlo encontrar pero finalmente ahí está el resultado. Esta es la segunda vez que trabajamos con la policía española y los resultados han sido excelentes”. En las inmediaciones del Palacio Nacional, el canciller Ebrard indicó – en una entrevista con el presidente Andrés Manuel López Obrador – que, ante la detención del ex director de Pemex, están “atentos desde temprana hora y la Cancillería estará lista para hacer la solicitud (de extradición) en tiempo y forma”.  Ebrard indagó que gozan, por ley, de 45 días para demandar la extradición, aunque fue puntual en la necesidad de agilizar el proceso. Por otro lado, la embajada de México en España – en camaradería con la Dirección General Jurídica de Cancillería, encargada del caso – está sobre la situación.