A pesar que el presidente electo, Andrés Manuel López Obrador, anunció la cancelación del Nuevo Aeropuerto Internacional de México (NAIM) obedeciendo al resultado de la consulta ciudadana, el titular de Coparmex, Gustavo de Hoyos, aseguró que ese organismo no tendrá una ruptura con el futuro mandatario, pero espera que rectifique y cambie la decisión. “Pedimos que el presidente electo tenga altura de miras y reconozca que se ha equivocado con esta decisión, ojala que pueda entender el daño que está dando al país y pueda rectificar”, expresó el empresario. Consideró que cuando recién se convirtió en presidente electo, López Obrador mostró otra cara pero ahora solo está enviando señales negativas a la economía del país. “Se están enviando señales negativas en lo económico y en lo político, porque después de que el presidente electo empezó bien, ahora a unos meses de distancia toma esta decisión claramente contraria al estado de derecho”, acotó el líder.